aidaEn 1776 Antonie-Laurent Lavoisier presentó sus investigaciones sobre la combustión e identificó el oxígeno como papel fundamental en esta reacción. Este parisino era abogado de profesión y trabajaba en una institución de carácter semifeudal recolectando impuestos para el Estado. Desde joven se interesó por las ciencias y su tiempo libre lo invertía en experimentar en un laboratorio que montó él mismo. Demostró que en una reacción la cantidad de materia siempre es la misma al inicio y al final, lo que hoy conocemos como la Ley de conservación de la materia. Entre los experimentos más importantes Lavoisier examinó la naturaleza de la combustión, demostrando que es un proceso en el que se consume oxígeno y derrumbó así la teoría del flogisto. Esta creencia estuvo vigente durante aproximadamente un siglo. Pero, ¿en qué consistía esta teoría ahora obsoleta?

El flogisto era una sustancia hipotética que representaba la inflamabilidad y que carecía de peso. Toda sustancia susceptible de sufrir combustión contenía flogisto. Cuando el cuerpo ardía, perdía el flogisto, de ese modo explicaban la pérdida de peso. Pero había una dificultad que esta teoría no podía demostrar. La combustión de la madera producía cenizas de inferior peso, sin embargo la oxidación/calcinación resultaba en aumento de peso.  ¿Cómo podían explicar esto? Lavoisier demostró que la calcinación de un metal no era el resultado de la pérdida del misterioso flogisto sino la ganancia de algún material: una parte de aire.

Experimento de Lavoisier:

Encerró en un aparato 4 onzas de mercurio muy puro, que sometió a calcinación. Al cabo de algunos días, aparecieron puntos rojos sobre el metal. El aire restante tenía la propiedad de apagar una vela. El mercurio se había combinado con el oxígeno. Posteriormente hizo el experimento contrario; redujo la cal de mercurio y obtuvo aire respirable, que mezcló con el mefítico (el que había quedado en el experimento anterior) y produjo nuevamente aire común.

Lavoisier fue considerado como un impulsor de la revolución química pero otra revolución, la Francesa, le condenó a muerte en la guillotina. El hecho de haber sido recaudador de impuestos del viejo régimen, lo llevó a ser considerado como traidor por el nuevo orden político que estaba imponiéndose en Francia.

Propuesta de actividad:

  1. La reacción de combustión de madera produce cenizas de inferior peso. ¿Cómo explicarías este hecho según la Ley de conservación de masa?
  2. Escribe e iguala la reacción de calcinación de mercurio expuesta en el experimento.
  3. Una onza equivale a 28.35g. ¿Qué cantidad de polvo rojo obtuvo en la primera reacción?
  4. ¿Cómo nombrarías según la IUPAC el polvo rojo que aparece descrito en el experimento?
  5. ¿Qué se deduce que es el gas mefítico por la descripción del experimento?
  6. Debate con otros compañeros otro experimento donde podrías haber demostrado que el flogisto no existía.
  7. ¿Qué te inspira el título del texto?

Datos: M(Hg): 200.59 g/mol, M(O): 16 g/mol

Objetivos:

  • Desarrollar el pensamiento crítico y lenguaje científico.
  • Reflexionar sobre la influencia de la ciencia en la sociedad. Valorar la aportación de científicos.
  • Concienciarnos del aprendizaje constructivista a lo largo de la historia.
  • Comprender la Ley de conservación de la masa.
  • Familiarizarse con la nomenclatura, formulación y estequiometría de química inorgánica.
  • Participar activamente en el debate.

Criterios de evaluación:

  • Demostrar la correcta comprensión del texto.
  • Mostrar destreza en la resolución de las actividades propuestas.
  • Capacidad de argumentación en un debate y trabajo en equipo.

Referencias:

  • Castro Moreno, J. (2008). La obra de Lavoisier como un modelo para la historia de las ciencias. Tecné, episteme y didaxis: revista de la Facultad de Ciencia y Tecnología, 23, 89.
  • Pellón González, I. (2002). Lavoisier y la revolución química. Anales de la Real Sociedad Española de Química, 2, 40.
  • Baretta, M. (2011). El segundo infortunio de Lavoisier: ascensión y caída del mito de la revolución química. Revista de difusión de la Investigación, 69, 64.

 

A. Fuster

 

Anuncios